Se deben poner todos los medios para conseguir que los clientes estén satisfechos

La experiencia del cliente es el conjunto de sensaciones que tiene un consumidor después de haber interactuado con un negocio, dichas sensaciones pueden ser de carácter racional, físico o emocional. Se trata de un concepto muy importante para la marcha de cualquier negocio, y existen una serie de datos que se deben tener en cuenta:

  • Es 14 veces más fácil vender a un cliente satisfecho que conseguir uno nuevo.
  • Las emociones positivas se recuerdan un 67% mas de tiempo que las negativas.
  • Casi el 75% de los consumidores ve muy positivo que se valore su tiempo.
  • Mas de la mitad de los consumidores pagaría más si el producto fuera asociado a una mejor atención al cliente.
  • Durante este año, las malas experiencias de los clientes, supondrá la destrucción del 30% de los proyectos digitales emprendidos.

Por tanto, cualquier negocio debe poner todos los medios que tenga a su alcance para conseguir que todos sus clientes estén satisfechos, y para ello hay unos puntos básicos que se deben tener en cuenta:

  1. Las interacciones entre cualquier negocio y los consumidores deben ser en todo momento fluidas, limpias y elegantes.
  2. Los tiempos de respuesta tienen que ser breves.
  3. En todo momento hay que conseguir que el cliente se sienta comprendido.
  4. Debe existir coherencia entre los distintos canales de comunicación empleados.
  5. La información relevante para un consumidor tiene que estar accesible en todo momento.

Datos obtenidos de un estudio realizado por Salesupply